¿Quien era Chorrojumo?

¿Quien era Chorrojumo?

¿Conoces a Chorrojumo? Una figura emblemática del Sacromonte de Granada

La primera vez que oí la palabra chorrojumo me hizo gracia. No sabía si era el nombre de algún pueblo castizo de estos perdidos por España. Pero no, resultó ser un personaje bastante famoso que vivió en Granada, más concretamente en el Sacromonte.

¿Quién era Chorrojumo?

El nombre de pila de Chorrojumo era Mariano Fernández Santiago, un hombre gitano que nace en el barrio del Sacromonte de Granada en el año 1824 y vivió 82 años. El barrio del Sacromonte ha sido históricamente refugio de personas exiliadas y marginadas de la población, como ya hablamos en uno de nuestros post sobre la historia del Sacromonte.

Retrato de Chorrojumo

El origen de este apodo se debe al color de su piel, según cuentan era del color de un chorro de humo. No obstante acaba contrayéndose a Chorrojumo, fruto del acento típico granadino.

Chorrojumo era importante entre los gitanos ya que era patriarca. Se dedicaba a fraguar el hierro a la manera tradicional del siglo XIX. Pero su vida cambia radicalmente cuando conoce al pintor Mariano Fortuny en su visita a Granada.

La influencia de Mariano Fortuny en la vida de Chorrojumo

Corría el año de 1868 cuando el famoso pintor Mariano Fortuny encontró a tres gitanos trabajando el hierro martilleándolo tenazmente. Al ver a Chorrojumo vibra la vena artística de Fortuny y es entonces cuando le propone disfrazarse con el disfraz que él mismo le comprara y de que posara para él. De ahí nacen diferentes cuadros pintados por Fortuny donde queda inmortalizada la pintoresca figura de Chorrojumo. Nace una celebridad en Granada:

“El Príncipe de los gitanos”

Chorrojumo

Chorrojumo, el rey de los gitanos

Tras el encuentro de Mariano Fortuny con Chorrojumo se ganó una enorme popularidad y fama en Granada. Tanto es así que dejó el trabajo en la fragua y se centró en las limosnas que le daban los turistas que venían a hacerse una foto con él. El príncipe de los gitanos, fue lo suficientemente avispado para darse cuenta de que a los turistas les encantaba experimentar “lo típico” de la época. Y así fue como comenzó también a hacer de guía de la Alhambra a los visitantes de la ciudad que ávidos de casticismo en su visita turística, quedaban encantados de participar en las historias de Granada y de La Alhambra que les contaba un personaje tan castizo como él.

De esta manera se ganaba numerosas limosnas haciendo de guía y vendiendo postales. Con el dinero de las limosnas, más las rutas de la Alhambra y postales que vendía de él mismo, Chorrojumo experimentó una relativa prosperidad que incluso le permitió abandonar el Sacromonte y pudo vivir en una casa del callejón Niños del Royo.

Todo este repentino éxito hizo que acabara por creérselo un poco, y él mismo se autoproclamó como Rey de los gitanos.

La muerte de Chorrojumo

Como suele ocurrir en la vida, la gente trata de imitar al que tiene éxito para conseguir aunque sea migajas de su prosperidad. Así fue como ocurrió al final de la vida de Chorrojumo. La gente se dio cuenta de que podían obtener unas monedas extra haciéndose pasar por él y engañando a los turistas para que se hicieran fotos con los “falsos Chorrojumos”. Además de quedarse prácticamente ciego, Chorrojumo fallece de forma muy repentina mientras subía por el Paseo de La Alhambra, debido a un infarto cerebral. Según las fuentes populares, murió como “fulminado por un rayo”.

Chorrojumo y el Sacromonte

El Sacromonte fue para Chorrojumo no solo su lugar natal y prácticamente su casa durante casi toda su vida, sino que también se le erigió una estatua en su honor tras su muerte en el barrio del Sacromonte de Granada.

Estatua de Chorrojumo en el Sacromonte

Chorrojumo fue sin duda una figura emblemática no solo del barrio del Sacromonte sino de toda Granada. Según el antropólogo Francisco Ruíz llegó a ser sin duda “El hombre más fotografiado de Granada”.

Comentarios

Sé el primero en comentar “¿Quien era Chorrojumo?”